viernes, 9 de diciembre de 2011

El mensaje

El viento se llevo casi todo,
y lo que dejó lo quiero tirar.
Algunas ideas lindas
que se quedan vacías,
bostezos de arena y mar,
carcajadas que silencian
y tristezas que ya no lloran más,
un par de sueños de escaleras,
luces blancas que empiezan a titilar,
promesas eternas que se cortan
cuando se las terminan de pronunciar.

Pero, ya diste vuelta el cristal
y tu cara se vislumbro,
será que en la neblina
podías ver mejor...
Aquéllos días de cielos vivos
y noches muertas,
muchas palabras
y un mal mensaje,
en una botella a la deriva
en cualquier mar.

5 comentarios:

claudia dijo...

Si el viento se lo llevó casi todo, tienes mucho trabajo hecho, solo te queda tirar lo que hace daño y quedarte con lo bueno.


un beso

JOAQUIN DOLDAN dijo...

a veces a la deriva se navega mejor

Marilyn Recio dijo...

Lo que el viento se llevo. Te quedaste con lo mejor, tu esencia. Interesante poesia. Un placer pasearme por tu blog. Vulevo pronto!


Merry Kisimusi!!

TORO SALVAJE dijo...

He tirado tanto que ya sólo falto yo.

Saludos.

Peperina dijo...

Me gustó.

Sólo eso.